“LA CAMPEONA QUE SIEMPRE SONRÍE”

DSC_0005 copia

Hace poco que conocí a Carolina. A su madre algún tiempo más, por razones familiares. Aunque ya sabemos que para los padres nuestros hijos eternamente serán nuestros niños, siempre me he fijado en que “Toñi” cuando se refiere a ella, sobre todo por escrito, la llama “mi niña linda…” Y es que a sido muy duro el recorrido de Carolina hasta llegar a la cima del Bádminton. Ser Campeona del Mundo con poco más de veinte años, cuando dicen los técnicos que la plenitud física para practicarlo está en torno a la edad de veintiséis o veintisiete, es una auténtica heroicidad por su parte. Pero heroico ha sido también el camino hasta llegar a ese lugar privilegiado, tanto por parte de ella como de su familia… Antes de los quince años ya vivía en un centro de alto rendimiento, y las miles de horas de entrenamiento solo son comparables a los miles de kilómetro recorridos para competir, habitualmente en el continente asiático.DSC_0025

 

DSC_0022Pero a lo que iba, si como deportista es una campeona y nada más verla, toda fibra y abdominales, se puede reconocer en ella a una auténtica deportista de élite, como persona es una chavala de lo mas simpática que podéis imaginar, con una amplia sonrisa siempre en el rostro. A finales de Julio venían de la playa mi cuñado Pepe con Toñi, la madre, y Carolina y pararon en el chalet porque una de mis sobrinas (Marta, otra futura olímpica de natación) tenía muchas ganas de conocerla. Pero como Carolina es así, no sólo se hizo unas fotos con todas las pequeñas, sino que se fue con las cuatro niñas a la piscina y las cinco disfrutaron dándose un buen baño. Charlamos un rato y además de lo centrada que está en su deporte, en sus entrenamientos y viajes, se le notaba que cuando está en Huelva, disfruta al máximo de los suyos y de su querida playa. Echamos un buen rato y quedamos en que la próxima vez sería con una buena tortilla de patatas por delante y barbacoa, pero lo que no sabíamos (al menos nosotros) es que la próxima vez iba a ser con la Campeona del Mundo de Bádminton. Chateando con Toñi ya con el mundial empezado, le comenté que quizás pudiera perder, aunque quien le ganara iba a tener que sudar la gota gorda… Pero en esta ocasión nadie fue capaz de vencer a “la Campeona que siempre sonríe”.IMG_0679DSC_0050

DSC_0009

2 pensamientos en ““LA CAMPEONA QUE SIEMPRE SONRÍE”

  1. Pingback: LA CAMPEONA QUE SIEMPRE SONRIE II (Nadie dijo que fuera a ser fácil…) | Microrrelatos, Relatos y Plumas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s