“Relatos para Malala” publicó EL FOLLETO

La Editorial Acen y la Fundación Isonomia organizaron este concurso de Relatos Cortos, con el tema de la igualdad de derechos entre mujeres y hombres.

Editorial Acen y Fundación Isonomia homenajean a la niña pakistaní Malala Yousafzai

Editorial Acen y Fundación Isonomia homenajean a la niña pakistaní Malala Yousafzai, defensora de la igualdad entre sexos en su país.

Tras presentarte a varios concursos donde crees que tienes posibilidades de optar a un premio, pones los pies en el suelo y empiezas a marcarte objetivos más propios del nivel que cualquier novato tiene. Por eso al presentar mi relato a este concurso, pensé que si lo elegían para figurar publicado  junto a los finalistas y a otros ochenta o cien,  sería un triunfo.

Además tratando un tema tan “trillado” como la igualdad entre mujer y hombre… aunque si para que ésta se produzca de verdad y cesen los aberrantes malos tratos que siguen sucediendo día tras día hay que seguir trillándolo, “aquí está el tío” dispuesto a hacerlo. El relato que presentaba estaba bien, además lo enfoqué tocando un tema que había estado de actualidad en los días que lo escribí, por que esperaba el fallo del jurado ansioso. Tuve la suerte de ser elegido.

Si en una entrada anterior decía que “con quien había empatado yo” en esto de escribir, viene a dar la casualidad que mi admirado J. J. Tapia también había sido seleccionado con un relato, por lo que estábamos “empatados” ≪esto no es más que una anécdota, estoy a años luz del nivel de J. J. Tapia≫.

Si entráis en su blog, que figura entre mis preferidos, podréis ver como ha quedado finalista de otro concurso, creo que en Miami. Por cierto, cuando le comuniqué que lo había nombrado en mi blog, me respondió agradeciéndolo y además demostró ser bastante generoso al decirme cuanto le había gustado lo que había leído en en este rincón, pretendidamente literario. El agradecimiento es para él, pues me ha cargado el depósito de combustible para continuar llenando mis ratos libres de letras, concursos e investigaciones que me hacen olvidar la tensión diaria del trabajo y así, disfrutar con mis plumas y mis folios en blanco.

MALALA-YOUSAFZAI1-e1350660299754

Además que la publicación homenajee a la joven Malala Yousafzai, es un orgullo. Quizás por el nombre no la conozcáis, pero cuando en Wikipedia averiguáis de quien se trata,seguro que os parecerá muy apropiado.

Bueno, esta entrada está quedando larguísima, disculpo al que no la lea entera, pero al menos el relato no os lo perdáis. Surgió la idea de un folleto que al parecer publicó la Sección Femenina de la Falange Española, que subo a la página de descargas y dejo a continuación: España: La mujer ideal en 1953 – El polvorínsobre como debería ser el comportamiento de una esposa en los años cincuenta. Si no fuera por la gravedad de lo que propone, sería para morirse de risa…

mujer_perfectaEl folleto

Mi marido notó que mi cabreo era mayúsculo. Sin levantar la mirada de lo que estaba haciendo y con muy mala leche, en tono de burla me dijo:

         ─ ¡Venga, espabila!… Sabes que una de tus obligaciones es distraerme.

Recogí los informes en la carpeta y salí de casa dando un portazo. Escaleras abajo, busqué el tabaco. Solo me quedaba uno, medio chafado. Lo encendí y con las manos en los bolsillos, salí a la calle. Hacía mucho frío. Mi cabeza era una olla a presión. ≪Lo dejo —afirmé convencida —  No tengo por qué aguantar esto≫. Inmersa en mis pensamientos, oí por el telefonillo:

         ─ “Lui”, sube. Te vas a quedar helada – dijo bostezando – Te he preparado la infusión.

Ni me había dado cuenta que estaba encogida y tiritaba por el intenso frio.

         ─ Ábreme, “cari” ─ le dije. Cuando subí, estaba adormilado en el sofá. Se levantaba temprano para trabajar y hoy había hecho la cena y recogido la cocina. Estaba derrotado. Además, tenía que aguantar mi carácter irascible, agudizado ahora por el trabajo. Un periódico conservador encargó al departamento que justificara sociológicamente, en el contexto histórico, un folleto de la Sección Femenina de la Falange, que preconizaba la superioridad del hombre y el papel abnegado y servil de la mujer. Hoy las redes sociales han destapado la realidad social de los años sesenta. El jefe de departamento, me lo asignó sin saber de que se trataba.

        —   Cari, llevabas razón — le dije —Dejo el encargo, me está afectando demasiado.

        —    Y lo peor, es que tratan de justificarlo… — dijo él — Haces bien, déjalo.

machismo1

Pinchando abajo, obtendréis “el folleto completo” y alguna monería más de la época. Es recomendable que una vez visto, os deshagáis de él a la mayor velocidad posible, por lo que pudiera pasar.

España: La mujer ideal en 1953 – El polvorín

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s